En la Corte de Justicia habría fuertes movimientos

Actualidad 17 de noviembre de 2021
4 jueces dejarían sus cargos.
juez guillermo catalano

La posibilidad de recambios importantes en el seno de la Corte de Justicia sonó fuerte en los últimos días. La novedad fue divulgada por el portal La Voz de Salta, que reveló la salida de Guillermo Catalano, la jueza Sandra Bonari y sus pares Ernesto Sámson y Horacio Aguilar.

De acuerdo a lo difundido, la razón del alejamiento, tanto el presidente del alto tribunal como su vicepresidente primero y Bonari, presidenta del Consejo de la Magistratura, sería para acogerse a la jubilación, trámite que ya tendrían bastante avanzado.

En cuanto a Aguilar, se mencionó que el ex asesor jurídico del también ex gobernador Juan Manuel Urtubey, tendría decidido renunciar antes de fin de año, o bien, en los primeros meses del próximo y que la razón de tal decisión estaría vinculada a seguir con el ejercicio de la profesión en la parte privada.

Como se sabe, Aguilar tiene una larga trayectoria en la justicia federal de Salta y Jujuy, donde fue juez y ocupó cargos en la Cámara Federal de Apelaciones, para luego renunciar y dedicarse a su estudio jurídico, donde también llevó adelante varios casos de peso, como defensor.

En cuanto a Catalano, aún muchos dudan de que este magistrado, propuesto por el ex gobernador Juan Carlos Romero, realmente se vaya de la Corte, donde cumpliría una función clave para los intereses del sector político dirigido por su promotor.

Bonari, en tanto, sólo estaría a la espera de la notificación de sus trámites jubilatorios, los que se habría demorado, como muchos, por el efecto de las medidas sanitarias impuestas a partir de la pandemia COVID-19, la que paralizó prácticamente la función pública. Sámson, por su parte, estaría en la misma situación. Ante consultas de este medio, dos fuentes directas de la Corte de Justicia confirmaron la información difundida por el portal de noticias judiciales, aunque las dudas persisten, en especial respecto a que Catalano se jubile.

Expectativa

La probable salida de estos jueces, como era de esperar, generó gran expectativa en cuanto a los posibles remplazantes y, sobretodo, en quién se quedaría con la presidencia de la Corte, la cual debe renovarse en pocos días: el primero de diciembre próximo.

Al respecto, uno de los nombres apuntados era el de la ahora diputada nacional Pamela Calletti, cuyo nombre sonó fuerte cuando la Defensoría General quedó vacante a fines de octubre pasado, cuando se dieron a conocer cambios en la Procuración General y el Ministerio de Seguridad y Justicia.

Con la reciente victoria del Frente de Todos, que logró dos bancas en la Cámara de Diputados de la Nación, la posibilidad de que la ex ministra de justicia y ex fiscal de Estado durante la gobernación de Urtubey llegue a la Corte, parecen extinguidas. 

No descartan a una jueza

al frente del máximo tribunal  

Pese a ello, la probable salida de Guillermo Catalano genera cierta preocupación en el líder de un determinado sector político, ahora vestido de amarillo, existiría un posible reemplazo que podría darle tranquilidad y, a la vez, satisfacción al actual gobernador Gustavo Sáenz.

Es que el remplazo del actual presidente no pasa solamente por ocupar un lugar, sino también exige una probada capacidad de gestión entre sus pares, reconocimiento de un amplio arco de la sociedad y, por supuesto, un fuerte vínculo político.

En ese análisis, y según lo difundido Sáenz no vería con malos ojos impulsar a la jueza Teresa Ovejero Cornejo en ese puesto.

La magistrada llegó a la Corte en abril de 2018 luego de cumplir la función de Secretaria Electoral desde 1994 hasta su pase al alto tribunal.

Aunque fue propuesta por el ex gobernador Juan Manuel Urtubey, la jueza tendría la confianza del oficialismo y la oposición.

Y en ese camino, Sáenz sería el primero en nombrar a una mujer en el más alto cargo de la justicia provincial, algo que no es ajeno al mandatario, quien ya lo hizo en la Policía de Salta.

Cabe mencionar, a todo esto, que la jueza goza de reconocido prestigio y respaldo de muchos sectores de la sociedad, entre ellos la Iglesia. Además, puertas adentro, en la ciudad judicial su designación no sería una mala decisión, sino todo lo contrario.

Vittar y su aspiracion

Tal vez el único que no estaría de acuerdo con ello sería su colega en ese seno, Sergio Fabián Vittar, quien está en la Corte desde 2008, sin que su presencia sobresalga demasiado, aunque cabe reconocer que desde 2019, once años después de su arribo, logró la vicepresidencia segunda y tres renovaciones en el cargo.

Vittar busca desde hace años llegar al cargo máximo, un reclamo que, según dicen, le correspondería debido a que es el segundo más antiguo.

Por ello, tal vez, es que no oculta su aspiración y son evidentes sus actos de campaña, según cuentan los propios jueces, quienes, en el fondo, no lo ven para ese cargo.

Te puede interesar