Funcionario salteño se alejó del sector deportivo para seguir ayudando a los pueblos originarios

Opinión 06 de octubre de 2021
Este viernes asumió como secretario de la delegación de Asuntos Indígenas, Marcelo Córdova tras recorrer y ayudar a comunidades durante todo el 2020.
secretario de deportes marcelo cordova 1

La Delegación de Asuntos Indígenas tendrá asiento permanente en el norte salteño y dependencia directa del gobernador de la provincia.

Este organismo fue creado por el Gobierno provincial con la finalidad de prestar colaboración directa al primer mandatario en cuestiones relativas a asuntos indígenas.

Durante el acto en el que puso en funciones a nuevos funcionarios en diversas secretarías del Gabinete provincial, el gobernador Gustavo Saénz se refirió a las comunidades originarias.

Remarcó que para poder enfrentar la realidad que atraviesan había que mostrarla y dijo que es lo que se viene haciendo desde que asumió al frente de la administración provincial en diciembre de 2019.

En ese acto, el gobernador ratificó la decisión de impulsar acciones sociales para reivindicar y hacer justicia con "aquellos que más sufren y que menos tienen".

En esta línea de compromiso, Saénz puso en funciones como secretario delegado de Asuntos Indígenas a Marcelo Córdova, quien se venía desempeñando como secretario de Deportes y en 2020 desarrolló acciones sociales para ayudar a pueblos originarios.

En este marco, Luis “Gordo” Puló entrevistó en Salta + Iva por FM Identidad 103.3 al flamante delegado de Asuntos Indígenas, Marcelo Córdova,  quien resaltó que debido a las restricciones y estando en el sector deporte se avocó a la tarea social y logró junto a un gran equipo resultados positivos en la lucha por erradicar la desnutrición infantil.

En este sentido, señaló que las brechas culturales que nos separan son enormes, “hay que trabajar de forma consentida con ellos haciendo consultas previas de cualquier decisión que podamos tomar, si no la falta de aceptación y la resistencia a los cambios es muy grande, pero tenemos que ir cambiando juntos hacia un mismo objetivo que es mejorar la calidad de vida de nuestra población”, sostuvo el nuevo delegado.

Contó que su trabajo se enfocará en erradicar el embarazo infantojuvenil que para las comunidades originarias son pautas culturales normales, expresó Córdova y añadió, “que obviamente tenemos que ir tratando de cambiar y de ir adaptándolos a las circunstancias para que por lo menos no produzcan situaciones de embarazos y se corten  proyectos de vida de las niñas y adolescentes”, reflexionó Córdova en Salta + Iva. 

Al referirse a la problemática de la desnutrición remarcó que también es un tema cultural.

“Muchas veces fui a las comunidades a cocinar: Preparar guiso, sobre todo en Santa Victoria Este; los primeros que hacían filas eran los hombres, luego las mujeres y finalmente los niños y lo primero que aprendí a decir en wichí es: “Primeros los niños” y a ellos les sorprendía cuando yo decía esto, porque el hombre es el provee y el que tiene que estar en mejores condiciones.  Son cuestiones culturales que hay que ir cambiando y que tenemos que ir consensuando que los más importantes para nuestro futuro está en la niñez”, concluyó el delegado en Salta + Iva. 

Te puede interesar