Conmoción en Salta: una alumnita de la escuela Scalabrini Ortiz se quitó la vida

Policiales 18 de noviembre de 2021
La adolescente de 14 años cursaba el segundo año. Aseguran que la madre pidió ayuda en el establecimiento, pero no se la dieron.
policiales escuela scalabrini ortiz

Una menor de 14 años se quitó la vida el 25 de septiembre pasado y las versiones indican que habría sido víctima de bullying por parte de algunos compañeros en el Colegio Secundario N° 5094 "Raúl Scalabrini Ortiz". La menor cursaba el segundo año.

Desde el día de ayer la fiscalía de Graves Atentados contra las personas interviene en la investigación para conocer si efectivamente la menor era víctima de este flagelo arraigado en las escuelas.

La familia de la menor, no dudó en contratar la asesoría legal del abogado Santiago Pedroza quien sostuvo que, "estamos a la espera de que se se inicie toda una profunda investigación para determinar responsabilidades, si ha habido bullying u otro tipo de situaciones más graves , porque hay compañeros y personal del colegio que saben las problemáticas que estaba viviendo la menor", aseguró el letrado.

Pedroza no se aventuró a emitir una opinión sobre las autoridades de la institución pero marcó que el ministerio de Educación debería tomar cartas en el asunto."Creo que va a  ser muy importante con el tratamiento para poder profundizar en la investigación y determinar realmente que ha pasado no sabemos cuales son las responsabilidades", añadió.

María, tía de la menor sostuvo que en dos ocasiones fueron al colegio a buscar respuestas pero las autoridades negaron la situación. 

La comunidad educativa del Scalabrini Ortiz nuevamente quedó expuesta días atrás por otro caso de suma gravedad, en el que una menor de 13 años denunció que intentaron abusar sexualmente en los baños del colegio, el mismo fue perpetrado por alumnos del establecimiento que cursan el último año. Las autoridades no se pronunciaron públicamente ante los hechos, y los alumnos pidieron la remoción.

Al conocerse esta situación, María decidió comunicarse con los padres de la estudiante que sufrió la agresión en el baño, y tanto ellos como la menor le confirmaron que  la menor que se quitó la vida era violentada por los compañeros a tal punto de no quería ir al colegio ni usar la pollera reglamentaria.

Cuando en septiembre se destapó la grave denuncia, padres y alumnos mostraron preocupación ante el hecho y desde el establecimiento emitieron un comunicado para negar hechos de bullying.

La declaración rezaba de la siguiente manera: "Queremos llevar tranquilidad a las familias y estudiantes: no tenemos situaciones de bullying ni casos de violencia", advierten de manera tajante en la misiva que fue publicada en las redes sociales. "Somos un Colegio que trabaja de manera integral atendiendo a la diversidad y propiciando la inclusión a través de proyectos institucionales".

Sin embargo no es dato menor que las propias alumnas expresen su temor a la hora de asistir a las aulas."No nos sentimos seguras en el colegio", había sido el crudo testimonio de una adolescente del turno mañana consultada por El Expreso respeto a la seguridad en la institución.

Te puede interesar